domingo, 26 de septiembre de 2010

Dramacon

en 18:00
En todos los mercados siempre hay obras que se pueden considerar infravaloradas joyas, pues han pasado desapercibidas para un público en ciertos países, mientras que en otros han recibido la atención que se merecen. Ese es el caso de Dramacon, un shôjo de procedencia norteamericana que todo lector debería no dejar pasar.



Nombre: Dramacon
Autora: Svetlana Chmakova
Tomos: 3 tomos
Años: 2005-2007 (EE. UU.); 2007 (España)
Editorial estadounidense: TokyoPop
Editorial española: Ediciones B
Estado: Completa
Precio: 6,95 €

CURIOSIDADES

- Dramacon fue considerado uno de los mejores cómics del 2005 por Publishers Weekly.
- En Norteamérica, la editorial TokyoPop reeditó la obra en octubre de 2008 en un solo volumen recopilatorio, de tapas duras y 578 páginas. Recoge los tres tomos de la colección más una corta secuela antes inédita.

ARGUMENTO

Christie Leroux es una adolescente alegre, optimista y divertida, cuyo sueño es ser guionista de manga. Por ello realiza su primer fanzine, Wary City, junto a su novio y dibujante Derek; y ambos deciden acudir por primera vez en compañía de unos amigos a su primer salón del manga de Yatta, para promocionarse.

No obstante, las cosas no serán tan fáciles para Chriss. Tras llegar a la ciudad donde se celebrará el salón del manga, parece que el destino les depara mala suerte: no consta la reserva en el hotel; no figura que tengan un stand asignado; como novata que es, no sabe desenvolverse en ese ambiente y para colmo su fanzine no tiene éxito por ser una obra original, y no una adaptación de series conocidas.

Por otro lado, Derek comienza a ligar con otras chicas en presencia de Chriss. Así, en lugar de encontrar el apoyo de su novio en esos días tan importantes para ella, se sentirá totalmente incomprendida y afligida. Asimismo, cada vez que intenta sincerarse con él, explicarle cómo se siente y lo que le molesta de su comportamiento, este comienza a sermonearla hasta el punto de tergiversar los hechos, haciéndola sentirse culpable. Esta situación comienza desde el primer día, y cuando Chriss cree no soportar más el flirteo de su novio con otras chicas, sale corriendo hacia el gentío y choca inesperadamente con un misterioso cosplayer, Matt, a quien no conoce en absoluto, pero al que siente la necesidad de abrazar y contar sus penas.

Desde el primer instante, Chriss se sentirá atraída por este chico disfrazado y con gafas de sol que vive en el otro extremo del país. La pareja estará destinada a encontrarse durante tres años consecutivos en el salón del manga, y vivir lo que al principio parece una fugaz historia de amor, pero que acaba convirtiéndose en algo más intenso, en la que ninguno de los dos podrá ni querrá escapar del otro.

Este será en comienzo de una divertidísima y realista historia donde nos narrarán las experiencias de Chriss: su relación con Matt, cómo conocerá a diversos personajes que serán testigos y compañeros en su día a día en los tres salones, y cómo luchará junto con su amiga Bettany para conseguir realizar su gran sueño de ver su manga publicado.

RESEÑA

En Dramacon nos encontramos con una historia totalmente atípica, que recogerá las vivencias de Chriss y compañía durante tres años consecutivos en el salón del manga de Yatta. La historia es tan diferente y realista que logrará captar la total atención del lector desde las primeras páginas, donde nos encontramos a una Chriss novata, que acude a su primer evento.

Chriss, una adolescente aferrada a su primer novio, no es capaz de ser todo lo sincera que debería con él, mostrándose sumisa y apaciguada, cuando en su interior arde por manifestar sus verdaderos sentimientos, reclamando sobre todo cariño y atención. Esta es la causa de que su relación esté prácticamente condenada al fracaso por un problema de comunicación, pues ella sufre en silencio los percances que suceden entre ambos, sin protestar para no perderlo, lo que, en lugar de ayudar, terminará por marchitar la relación, llevándola a una situación límite llena de desconfianza. Por si todo esto no era suficiente, la aparición de Matt en la vida de Chriss será la gota que colme el vaso, ya que el chico despertará en ella nuevas emociones desconocidas.

Por su parte, Matt se nos presenta como un universitario misterioso, directo, sincero, con un carácter fuerte que lo hace comportarse en ocasiones de forma brusca y desagradable, aunque normalmente intenta ser animado y simpático. Matt es un chico con un pasado y personalidad difíciles, no le han puesto las cosas fáciles en sus relaciones con otras chicas. Está acostumbrado a analizar a las personas con detenimiento, pero, sin embargo, evita hablar de sí mismo. Con la aparición de la alegre y risueña Chriss en su vida, Matt comenzará a abrirse un poco más a los demás.

Desde las primeras páginas, veremos como se van fortaleciendo los sentimientos entre Chriss y Matt de forma progresiva. Entre ellos existe una intensa atracción, que será el aliciente para mantenerlos unidos durante los días que dura el salón del manga. Matt tiene algo que ayuda a que Chriss se muestre tal y como es sin ningún reparo, sacando todo lo bueno y lo malo de ella y logrando que comparta con él cosas que nunca ha sido capaz de compartir con otra persona. Chriss siente que con él todo es diferente, pues no sólo le inspira confianza en sí misma, sino que se siente viva y más lanzada, y hace que compartir una conversación de temas triviales suponga todo un descubrimiento, divirtiéndose y emocionándose con cada palabra. No obstante, esto no sólo tendrá aspectos positivos, sino que las personalidades tan opuestas de ambos chicos y la diferencia de edades y pensamientos darán lugar a numerosas discusiones y malentendidos.

En el segundo tomo y año de Chriss en el salón del manga, desaparecerán algunos personajes del primero, y tendrá lugar la aparición de otros nuevos que nos acompañarán hasta el final de la obra. Un personaje muy importante a destacar será Bettany, la gran amiga de Chriss y nueva dibujante de Wary City en sustitución de Derek.

Bettany es una dibujante con gran talento a la que se le presenta un futuro muy prometedor, pero que se verá entre la espada y la pared porque madre no ve con buenos ojos que su hija se dedique a perder el tiempo con un sueño muy poco fructífero. La chica sufrirá la constante presión de su madre, quien la fuerza a centrarse única y exclusivamente en estudiar una carrera universitaria y ser la mejor estudiante de su clase. La relación de Bettany con su madre, así como la reacción de esta última al ver a su hija haciendo lo que más le gusta, adquirirá mayor importancia en el tercer tomo.

Asimismo, la obra también cuenta con una serie de personajes secundarios, como son Sandra, la hermana de Matt, y otros tantos que aportarán mucho a la historia, enriqueciéndola, pero que a su vez tendrán menor peso en la misma. En este segundo tomo, también veremos la aparición Emily, la nueva novia de Matt, cuya relación con este dará lugar a un nuevo enfoque en la historia, formándose un interesante triángulo amoroso.

El hilo argumental de la historia no sólo se centrará en el amor entre Matt y Chriss, y el tiempo que tardarán en superar las barreras impuestas por ellos mismos, sino que también tendrá mucha importancia las relaciones entre los personajes, sobre todo la de ella con su amiga Bettany, y el afán de ambas por conseguir alcanzar sus sueños y abrirse camino en un mundo tan difícil como es el de los autores de manga. Por otro lado, la historia estará cargada de situaciones reales en un salón del manga: gente disfrazada, miles de stands, talleres, zona de fanzines, firma de autores, concursos de cosplay, etc.

Además, se verá reflejada la complejidad que supone para un autor no japonés (en este caso, americano) hacer manga, y verse criticado por personas que piensan que el manga americano no es manga de verdad, sin siquiera tener la oportunidad de defender un trabajo que no es nada fácil de realizar: tensiones, fechas de entrega, decaídas, público inconstante, críticas destructivas, etc.

No todo puede ser positivo; Dramacon también cuenta con una serie de aspectos negativos, como puede ser lo concerniente a Matt y su pasado, pues aunque nos lo presentan como un chico con un pasado difícil, nunca se hace mención a ello, dejando el tema totalmente en el aire. Además, dado que la obra acaba con un final un tanto abierto, se echa en falta la profundización de la relación de los protagonistas, después de tantas dudas y percances, así como darnos conocer un poco más sobre la evolución del trabajo de Bettany y Chriss, por lo que quizás un tomo más no le vendría nada mal a la obra.

El dibujo es sencillo, pero muy bonito y colmado de detalles. La autora da mayor importancia a los personajes que a los fondos, pues son bastante escasos, y sustituidos en su mayoría por las tramas propias del shojo. Por otro lado, el uso de SD da lugar a numerosas escenas cómicas, desde angelitos en miniatura que acompañan durante toda la obra y dan consejos a Chriss, hasta ver su propia combustión espontánea tras sufrir un ataque de ira. La autora es capaz de transmitir con mucha fuerza las reacciones de los personajes: alegría, emoción, enfado, felicidad, melancolía, etc. Las escenas son tan variadas que podemos ver en una viñeta las locuras de los personajes y partirnos de risa, y otras cargadas de dulzura y emotividad.

La edición es bastante sencilla: tomos tamaño 12 x 18,5 cm, tapas blandas sin sobrecubiertas, que a pesar de ser de buena calidad tienen un tono amarillento, y sentido de lectura occidental. Cada uno de los tomos está dotado de información sobre la autora; sobre el proceso de realización de una página del cómic, desde el boceto hasta la página acabada, etc.

En resumen, Dramacon es una obra muy recomendada para todo tipo de público, ya que se trata de una historia atípica cargada de situaciones reales y muy divertidas, con las que muchos lectores se sentirán identificados y donde las risas están aseguradas. Por tanto, la obra será una compra segura para todo aquel que busque una historia de amor diferente, llena de momentos cómicos, y alejada de los tópicos del shojo, garantizando una lectura fresca y adictiva que dejará al lector con ganas de más.

VALORACIÓN

Historia: 9
Originalidad: 9,5
Dibujo: 7
Edición: 6,5

REDACCIÓN: Arsénico

6 shojeros:

Dorianne on 9/26/2010 6:40 p. m. dijo...

Me encantó, me encantó, me encanto!

Miya on 9/26/2010 6:56 p. m. dijo...

Grande, muy grande esta serie! Y por culpa de la reseña, me han entrado ganas de releerla >__<

Y la escena del niño de: Esto no es manga! Me mató, en serio, tiene situaciones TAN reales... ains... esta serie es un gran descubrimiento gracias a PSS, sin duda *_*

Silvia dijo...

He aquí otra con ganas de releer los tomos por la reseña XD Me encantó Dramacon, de principio a fin, y es lo que dices, Arse, un tomo más no le habría ido nada mal porque te quedas con ganas de más >_< Por cierto, mil gracias por recomendármela tanto en su día XD

belldandy18 on 9/28/2010 3:55 p. m. dijo...

Con esta serie, el boca a boca entre nosotras en PSS ha hecho mucho. Ojalá la reseña motive ahora a más gente para darle una oportunidad, no defraudará =D

Saouri on 9/28/2010 5:30 p. m. dijo...

Qué decir? Yo soy de las que corrió a comprar Dramacon después de leer la reseña en en el foro de PSS y ver la preciosa edición que le regalaron a Deirdre.

Tiene una historia muy bonita y cercana. Cualquiera que haya asistido a un evento podría sentirse identificado, no solo en el aspecto de ser dibujante, tener un stand. Me refiero a lo que se vive cuando tienes que echarte un viaje y cruzar medio país para ir a un encuentro de manga y anime.

daniela on 10/02/2010 7:42 a. m. dijo...

el argumento me parecio muy interesante no la conocia o.o

 

Pro Shoujo Spain Copyright © 2009 Baby Shop is Designed by Ipietoon Sponsored by Emocutez